Asegúrate de cuidar el cierre de tus sesiones formativas. No hay nada peor que un curso que parece no terminar nunca. O aquel en el que los participantes se van marchando uno a uno y sólo los más sufridos o los amigos permanecen allí hasta el final. En tus sesiones o en tus cursos es […]