El incidente crítico como recurso para tus sesiones formativas.

El incidente crítico es un tipo de estudio de caso que se enfoca sobre una situación muy concreta y muy bien definida y que ha ocurrido en la realidad.

El incidente crítico como recurso para tus sesiones formativasLos participantes reciben la descripción de la situación o incidente, que debe ser breve y sencilla en su planteamiento para una rápida comprensión.

El incidente es una invitación a hacer decisiones en un plazo corto de tiempo, desempeñando el papel de la persona que tiene que manejar dicho incidente cuando éste sucede realmente.

 

Objetivos de este recurso:

Puedes utilizar incidentes críticos con varias finalidades:

  • Compartir información y experiencia que traen los participantes.
  • Profundizar en un tema.
  • Favorecer la participación.
  • Llegar a conclusiones de aprendizaje.
  • Mantener la atención de los participantes.
  • Diseñar nuevas experiencias de aprendizaje.
  • Vincular aprendizaje y trabajo.

 

Pasos a dar:

Para utilizar adecuadamente un incidente crítico te sugiero que tengas en cuenta los siguientes pasos:


Ver en Amazon.es


1. Presentación del incidente

  • Proporciona a los participantes un ejemplar con la desripción del incidente.
  • Indica a cada participante que trabaje individualmente, durante unos 5 minutos, estudiando el incidente escrito.
  • Cada participante debe preguntarse a si mismo qué es lo que parece suceder en ese incidente y qué claves puede encontrar en lo tocante a los hechos del caso.

2. Obtener y organizar la información

  • Durante esta fase, que dura de 20 a 30 minutos, organiza a los participantes en pequeños grupos.
  • Cada uno de los miembros del grupo te puede hacer preguntas, puesto que eres quien conoce bien el caso, ya que lo has preparado.
  • El contenido de las preguntas debe estar dirigido a averiguar el qué, cuándo, dónde y cómo de la situación en que se desarrolla el incidente y quién estaba allí.

3. Formular la situación

  • Durante los siguientes 5 a 10 minutos, organiza trabajo en gran grupo para dar respuesta a dos preguntas:
  • ¿Cuál es realmente el problema que aparece aquí, tanto para la Organización como para las personas implicadas?
  • ¿Cuál es realmente el aspecto “crítico” que requiere una intervención?

4. Presentar y argumentar las decisiones

  • Cada participante escribe en un papel su respuesta a la pregunta: ¿Cómo manejaría yo este incidente y por qué?
  • Luego, cada uno debe entregarte su respuesta.
  • Una vez recogidas las respuestas organiza pequeños grupos teniendo en cuenta respuestas afines.
  • Cada grupo acordará la decisión que quieren tomar y buscan argumentos que la sustenten.

5. Aplicación al trabajo

  • Una vez finalizado el trabajo de los pequeños grupos, organiza una puesta en común en la que cada portavoz comenta sus argumentos.
  • Luego pregunta si a alguien le ha surgido una situación parecida en su trabajo y, si es así, cómo la resolvió.
  • Después puedes utilizar la situación real, explicando cómo la resolvió la persona a la que le ocurrió y comentando con el grupo dicha actuación.
  • Entre todo el grupo, posteriormente, se llega a una serie de conclusiones, seleccionando aspectos en los que estén de acuerdo, y que se podrían aplicar a situaciones o incidentes de este tipo que se pudieran dar en el trabajo.
  • Siempre debes dejar claros los procedimientos que constituyan parte de la filosofía de la Organización, si es el caso.